Alfaro Siqueiros, el corolenazo
Fotocomposición de Blas A. Buendía . /
2017-06-14 08:32:45
*El Coronelazo David Alfaro Siqueiros en su condición ideológica de bolchevique fundamentalista, miembro del partido comunista mexicano y larga mano de Joseph Stalin, encabeza un atentado brutal el 24 de mayo de 1940 en contra de León Trotsky y su familia en la casa de Viena y San Pedro, un bunker que perteneció a la familia Turati ubicada en el bello barrio del Carmen, Coyoacán
JOSÉ LUIS AGUIRRE HUERTA * ./ Ciudad de México, México
México ha tenido a tres muralistas monumentales, Jesús David Alfaro Siqueiros, conocido como El Coronel, originario de Camargo, Chihuahua, nacido a finales del siglo XIX; José Clemente Orozco, originario de Guadalajara, Jalisco, pintor extraordinario de los cielos del hospicio cabañas; Diego María de la Concepción Juan Nepomuceno Estanislao Rivera, nacido en Guanajuato en diciembre de 1886, éste último pintor de cepa revolucionaria fue quien intercedió con el presidente Lázaro Cárdenas para lograr el asilo político del Jefe del Ejército Rojo Soviético perseguido encarnizadamente por Stalin.

Curiosamente Lev Davídovich Bronstein, consigue su arribo a México en calidad de exiliado y perseguido por los criminales al mando de Stalin, dirigente en ese momento de la Unión Soviética y del partido comunista de la U.R.S.S.

El Coronelazo David Alfaro Siqueiros en su condición ideológica de bolchevique fundamentalista, miembro del partido comunista mexicano y larga mano de Joseph Stalin, encabeza un atentado brutal el 24 de mayo de 1940 en contra de León Trotsky y su familia en la casa de Viena y San Pedro, un bunker que perteneció a la familia Turati ubicada en el bello barrio del Carmen, Coyoacán.

En la alborada de ese día de mayo de hace 77 años, la banda armada con ametralladoras muy a la usanza de los gangsters de Chicago encabezada por el pintor Siqueiros, ataca la casa Trotsky, ingresando a las habitaciones para incendiar inclusive la alcoba del pequeño nieto de Lev Trotsky, salvándose de milagro en tierras guadalupanas, el Jefe del Ejército Rojo, quien es empujado por su esposa Natalia Sedova contra la pared y fuera de su cama. Las cortinas de acero que protegen las ventanas de la casa Trotsky, ante los impactos de las balas, son mudas testigos del atentado.

Lev Trotsky y su familia afortunadamente salieron ilesos de esa feroz emboscada. Uno de sus guardias personales, el joven americano Roberts Sheldon Harte, es secuestrado por los asaltantes y un mes después aparece su cadáver envuelto en cal viva, en un paraje solitario.

David Alfaro Siqueiros, el pintor y notable muralista chihuahuense, conocido también por su impulso creador del mural surrealista con perspectivas de tercera dimensión La Marcha de la Humanidad, plasmado en El Polyforum Cultural Siqueiros, a un extremo del conocido Hotel de la Ciudad de México, ahora World Trade Center.

Siqueiros, el hombre consagrado al arte, la ideología y la creación, comprometido socialmente con las luchas populares que lo proyectan a participar en la guerra civil española junto al bando republicano, en contra del fascismo franquista, tal participación lo dota del grado de coronel republicano, con el antecedente de haber sido soldado en la lucha dentro del ejército constitucionalista, cuando era un niño y casi un adolescente, es un ave que ha cruzado el pantano cuyas alas han sido lavadas por el andamiaje de su talento creacionista en la pintura y la escultura, dotado de impresionante talento en el surrealismo y muralismo Mexicano.

El hombre polifacético militante fundamentalista del Partido Comunista Mexicano, navegó por el periodismo revolucionario, como fundador del periódico El Machete, se puede declarar como un ciudadano del mundo, lo mismo residente de París, Barcelona y Nueva York. En la región de Cataluña publica la revista Vida Americana con un manifiesto para los artistas de América, exponiendo sus ideas sobre el muralismo.

El activismo político de Siqueiros lo arrastró en multiplicidad de veces a la cárcel, en el Palacio Negro de Lecumberri; en 1964 fue indultado por el presidente Adolfo López Mateos, para permitirle continuar con su obra muralística La marcha de la Humanidad en las paredes del Hotel de México, ocupa una superficie de 4,600m² y su mural llamado: Del Porfirismo a la Revolución, es de 4,500m² dentro del museo de historia nacional de la Ciudad de México, fue Premio Nacional de Arte y Premio Lenin de la Paz.

Su obra se clasifica dentro del muralismo mexicano como un realismo mágico, y uno de sus trabajos se encuentra resguardado dentro del Palacio de Bellas Artes, otros como Muerte al Invasor en Chillan, Chile, donde fue refugiado con motivo del atentado que perpetró en 1941 a León Trotsky; en 1944 realizó su obra Alegoría de la Igualdad Racial en la isla cubana; en 1946 pinta su mural Patricios y Patricidas en el edificio de la Secretaria de Educación Pública; en el Palacio de Bellas Artes Nueva Democracia; para 1947 realiza el famoso lienzo Nuestra Imagen Actual.

En 1948 emigra a San Miguel de Allende, Guanajuato, para pintar el mural inconcluso Ignacio Allende y en 1952 en la Universidad Nacional Autónoma de México, despliega su mural El Pueblo a la Universidad y la universidad al pueblo dentro de los muros de la rectoría universitaria.

En 1960 en el Castillo de Chapultepec, termina su mural Del Porfirismo a la Revolución, año en el cual es perseguido y encarcelado, por el delito de disolución social, cuatro años en el Palacio Negro de Lecumberri, logrando el indulto. Ya para 1968 termina el mural La Historia del Teatro en la Asociación Nacional de Actores.

Manuel Suárez y Suárez, propietario de los hoteles Casino a La Selva, en Cuernavaca, Morelos y de México, en la Ciudad de los Palacios, brinda el apoyo económico a Siqueiros para el despliegue muralístico en esas instalaciones, en donde construye su obra pictórica La marcha de la humanidad, inaugurada por el Presidente Luis Echeverría Álvarez.

En Insurgentes Sur y Filadelfia, espacios que albergaban anteriormente al Parque de La Lama, en su interior contienen 72 tableros de asbesto y cemento, reforzados con bastidores de hierro, así como esculturas y pinturas moldeadas y soldadas y un mural interior dinámico con movilidad motora que ofrecen Las Manos de la Humanidad.

A ochenta años de su creación, se recupera en Nueva York el autorretrato del artista, creado con un espejo que cobra sensaciones tridimensionales, para ubicarlo en el corazón de Manhattan, espléndida obra pictórica producida por El Coronelazo, en los años 1932 y 33, producido con materiales, herramientas industriales y pintura para vehículos automotores, sobre baquelita, obra excepcional, que se exhibe en Fine Art de la calle 73 y Madison, con un proceso de dinamismo cinético e innovador, es el artista quien sostiene la foto y se mira en el espejo, mientras pinta su imagen fotográfica y es la mano quien sostiene al retrato, con un realismo concreto, frente al plano de la foto, resolviendo el enigma del tiempo en el espacio pictórico.

Las proyecciones visuales de Siqueiros implicantes de un realismo que contiene el mayor engaño visual de perspectiva geométrica. La proyección del hombre, del Siqueiros irreverente, soldado insurgente, en batallas carrancistas contra el chacal de Victoriano Huerta, luchador en la guerra civil española contra las fuerzas de mayor oscurantismo, representadas por el fascismo franquista, se nos presenta la imagen del bolchevique totalitario, ortodoxo, larga mano del dictador Stalin.

Es posible contemplar en el alma humana lo más oscuro y perverso, aquel que comanda una pandilla de gatilleros, para desplegar la empresa, como sicario de la KGB Soviética, de matar a sangre fría con vómitos de fuego, a la familia de Lev Trotsky, sin importar incendiar la alcoba de su pequeño nieto y secuestrar, para luego matar a uno de sus guardaespaldas.
Ese lado oscuro del corazón en el maestro de estatura casi inalcanzable, en el muralismo mexicano, logra resplandecer en presencia de su monumental obra artística, perenne, en todo tiempo y lugar que como agua bendita, purifica los pecados del Coronelazo. No cabe duda que el ser humano contiene lo más perverso y lo más divino de la creación, decía el suicida Camus, aquel sublime borracho que logra su liberación terrenal, al impactar su auto contra un árbol: “estamos entre la belleza y el infierno”.



* Abogado Penalista
Presidente de la Barra Interamericana de Derechos Humanos
Móvil: 55.22.61.65.25
ladenunciaqrr@gmail.com
Fotocomposición de BLAS A. BUENDÍA
 
  NDV VIDEO
La legisladora de MORENA lamentó que la comunidad Lésbico Gay de Veracruz se sienta decepcionada con ella.
 
  EL COCO
Cuatro niños residentes de Coatzacoalcos, que jugaban y hacían tarea en su domicilio, resultaron daños colaterales en la guerra que el crimen organizado y la delincuencia han lanzado en contra de la sociedad y el gobierno. La afrenta criminal ha rabasado cualquier límite. Ya no hay respeto por la integridad de las familias. La impavidez gubernamental no debe ser solapada por quienes les dimos la oportunidad de gobernarnos. Es irónico que a un especialista en Seguridad Pública, como lo es el gober Yunes se le estén metiendo los criminales hasta por su cocina...
 
  FOTO DEL DÍA
Los fans de Timbiriche agotaron las entradas de los tres conciertos que la agrupación ofrecerá del 13 al 15 de septiembre en el Auditorio Nacional, por lo que se abrieron cuatro fechas más. A las ya mencionados, se suman las presentaciones de los días 16, 17, 21 y 22 del mismo mes en el “Coloso de Reforma”; la banda de pop también ofrecerá conciertos en el Auditorio Citibanamex de Monterrey el 12 y 13 de octubre y en el Auditorio Telmex de Guadalajara, el 19 y 20 de octubre. Como si el tiempo no hubiera pasado, la agrupación vuelve a causar la euforia de aquellos años, en los que sus seguidores se volcaban para estar cerca de ellos. Ahora, Sasha, Alix, Mariana, Benny, Erik y Diego están a punto de escribir otra página en su historia